Todas las novedades
volver
13Dic2013

Consejos para pintar y reparar tu piscina

  • Por ladrillos
  • 3 Etiquetas
  • 0 Comentarios

En esta oportunidad desde Ladrillos Norte aprovechamos para acercarte algunos consejos útiles a la hora de reparar y pintar tu piscina. Diciembre es un mes perfecto para preparar una nueva temporada de pileta, por este motivo, debemos ver en qué estado se encuentra y reparar aquellos desperfectos que puedan dificultar su funcionalidad al llenarla con agua.

 

Es un trabajo que demanda varios días y debemos hacerlo con paciencia. Aquí te contamos los pasos para inaugurarla y disfrutarla durante el verano.

 

1. Sacar pintura suelta: Sacar la pintura con una espátula y marcar las grietas golpeándolas con la punta de la herramienta. La idea es dejar la grieta completamente a la vista y sin pintura.

 

2. Lijar: Pasar una lijadora orbital para pulir suavemente las paredes y el piso de la pileta. El objetivo es sólo sacar la pintura suelta (se recomienda utilizar mascarilla y gafas de seguridad para no aspirar el polvo).

 

3. Limpiar: Con un escobillón barrer el fondo y las paredes para sacar el polvo. Lavar con la manguera y escobillar para sacar el bronceador que suele quedar pegado de la anterior temporada.

 

4. Sellar grietas: Con la misma pintura para piscinas que será utilizada después es necesario sellar las grietas que quedaron luego de pasar la espátula y lijadora. Es una forma de sellar el cemento que queda a la vista. Dejar secar la pintura entre 12 y 24 horas.

 

5. Empastar: Tapar las grietas e imperfecciones (que están selladas con la pintura) con Pasta Piscina, una masilla que se aplica con espátula. Ser generosos en la aplicación ya que es muy importante que todas las grietas queden muy bien tapadas. Dejar secar la pintura entre 12 y 24 horas.

 

6. Pulir: Con la lijadora orbital pulir las zonas con Pasta Piscina para que queden lisas (en las esquinas pasar la lija con la mano).

 

7. Secar el polvo: Barrer y aspirar el polvo. Pasar un paño húmedo por las paredes y piso de la pileta para asegurarse que no quede polvo o pelusas.

 

8. Pintar: Hacer los recortes de los bordes y esquinas con una brocha. Pintar con rodillo las paredes. Finalmente, con un alargador de rodillo pintar el suelo, dejando para el último la escalera.