Todas las novedades
volver
14Sep2016

Cinco pasos para decorar con venecitas

  • Por ladrillos
  • 3 Etiquetas
  • 0 Comentarios

 

Las venecitas son pequeños mosaicos, ideales para decorar cualquier objeto y sector de la casa: paredes, pisos, sillas, marcos, masetas y todo lo que se nos ocurra. Se pueden usar en todo tipo de superficies ya sea madera, plástico, cemento, vidrio, porcelana. Se adaptan tanto a interiores como exteriores, por lo tanto, son irremplazables en el revestimiento de piletas de natación. Una de las principales ventajas es que, debido a la gran variedad de colores, podremos encontrar infinidad de combinaciones y variedad de tonalidades, y se adaptan a cualquier tipo de decoración.

 

Paso a paso

1)      Determinar cuál es el tipo de superficie. Si optamos por vidrio y madera lo más conveniente es comprar cemento de contacto. Este es el material ideal para estos casos ya que lo adhieren casi en forma instantánea. En sitios como baños, espejos, cocinas y piscinas debemos optar por pegamento para porcelanato que es de color blanco. También podemos usar pegamento universal, de dos componentes (procurando que sea incoloro, en lo posible) o bien pegamento comercial para paredes, conocido en algunas partes con el nombre comercial de «El pulpito».

 

2)      Las venecitas se venden en forma de planchas de aproximadamente veinte centímetros de largo y de ancho cada una, lo que permite la ubicación de varias venecitas ubicadas perfectamente una del lado de la otra. Muchas de estas planchas contienen pegamento especial para que podamos pegarlas en conjunto y no una por una. En grandes superficies como piscinas no nos convendrá en lo absoluto pegar una por una ya que nos volveríamos locos y perderíamos demasiado tiempo.

 

3)      Debemos desprender las venecitas de la plancha e ir pegándolas con mucha paciencia una al lado de la otra. No hace falta que las pongamos pegada al lado de la otra porque la técnica de pegar venecitas se trata de dejar cierto espacio entre una y otra que permita ver el pegamento blanco ya endurecido. Es un efecto sumamente estético y le da un acabado excepcional. Luego de pegaras,  las uniones se sellan con pastina de buena calidad y con un aditivo antihongo en el caso de que el sector donde se ubique tenga contacto con agua o vapor, como en baños o piletas de natación. Este material es de fácil limpieza, ya que al ser de vidrio laminado permiten ser limpiadas simplemente con agua.

 

4)      Decorar el baño con venecitas: Para dar un efecto bien llamativo al baño, una gran idea es pegar una línea de venecitas en el borde de un espejo simple, y acompañar con una línea en la pared opuesta, bien prolija, ya sea de un color, en dos o en tres tonos, o mezclando con los colores de la decoración general. También decorar la grifería, colocando un cuadrito en cada canilla, o hasta agregar una línea recta de venecitas en el vidrio de la ducha.

 

5)      Para decorar el dormitorio: La misma idea podemos aplicar en una habitación: haremos una fina línea en el borde de un espejo simple, y el mismo diseño con algunas láminas montadas en madera o entre vidrios o acrílicos. Sobre la cómoda, podemos crear un plato con venecitas para dejar allí anillos, collares o llaves.